13 de octubre de 1777 (Página secreta)

Me gusta ir de caza cuando el tiempo lo permite. Me reconforta cabalgar durante horas por los bosques  que rodean Valley Forge, siguiendo el rastro de un  zorro. Este otoño, durante una cacería, fui testigo de un espectáculo insólito. Me había distanciado de mi escolta y estaba solo cuando vi un magnífico venado. Al instante advertí que otro cazador perseguía a  mi presa. Desde la distancia me resultó imposible reconocerlo. Se movía con una agilidad increíble y  sin hacer ningún ruido que pudiera alertar al animal de su presencia. Llevaba un arco, pero no estoy seguro de que fuera indio. Disparó cuando todavía estaba muy lejos del venado, pero este se desplomó con una flecha atravesada en el ojo. Me maravilló la precisión sobrenatural de aquel disparo. Pero en ese momento, el hombre advirtió mi presencia y desapareció a todo correr entre los árboles, abandonando a su presa. ¿Por qué decidió escapar?


Volver

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s